Financiación colectiva de proyectos

La alternativa a la banca tradicional ya es una realidad más que consolidada y avalada por millones de proyectos de éxito gracias al Crowdfunding y Crowdlending.

“Tengo un proyecto brillante pero no tengo dinero para llevarlo a cabo”

Crowdfunding proviene del inglés ‘Crowd’ multitud y ‘Funding’ fondos.

Es un tipo de financiación colectiva para apoyar proyectos o iniciativas en su mayoría de carácter cultural, artístico, innovaciones de productos, proyectos de investigación o startUps. Particulares aportan capital en forma de donación o recompensa no monetaria. A la persona que aporta se la suele denominar mecenas.

Recompensa: Se ofrece una recompensa como contraprestación a las aportaciones recibidas. Los dos mayores referentes internacionales son Kickstarter e Indiegogo y como referentes españoles la plataforma Verkami y Lánzanos.

Donaciones: No hay contraprestación para las personas que financian el proyecto. El mayor exponente de este tipo de crowdfunding es la plataforma Kiva.

Crowdlending proviene del inglés ‘Crowd’ multitud y ‘Lending’ préstamo.

Los particulares que proporcionan su capital pasan de ser mecenas a micro inversores. Muchas personas proporcionan pequeñas cantidades de dinero y como contraprestación éstos inversores recibirán un tipo de interés por parte de la empresa. Con este nuevo modelo de financiación alternativa se consigue que tanto empresas como particulares tengan acceso a préstamos más rápidos y con mejores condiciones que en la banca tradicional.

Inversión: Se ofrece una acción de una empresa, una participación de la misma, o compromisos sobre beneficios de la misma, como contraprestación a las aportaciones recibidas.

Los micro inversores pasan a formar parte de la sociedad financiada de diversas formas. Por ejemplo hay plataformas como The Crowd Angel que mancomunan a todos los inversores en una sociedad que a la vez participa en la empresa financiada. Hay otras plataformas como Crowdcube que ofrecen la alternativa de inversión directa en las sociedades financiadas.

Préstamos: Se ofrece un tipo de interés sobre el dinero recibido como contraprestación a las aportaciones recibidas. En este tipo de crowdfunding el receptor de la financiación debe devolver el dinero recibido mas un tipo de interés determinado.

La plataforma europea de referencia es Mintos, un mercado de préstamos global online respaldado por más de 50.000 inversores. Envestio es la plataforma más rentable con proyectos que rozan el 20% de rentabilidad neta y como referencia nacional, la plataforma española Housers especializada en el mercado inmobiliario.

Aprovechando la era de la tecnología digital, estos tipos de inyección de capital se hacen a través de plataformas online (que se llevan una comisión). La banca tradicional ha encontrado un nuevo competidor a la hora de financiar a pequeñas y medianas empresas, por ello, algunas de las bancas más innovadoras ya están asociándose a estas plataformas para expandir el modelo de negocio que es más flexible y ágil, además del considerable ahorro en costes debido a la digitalización de los servicios.

Hay que tener en cuenta a aspectos legales la ‘Ley de Fomento de la Financiación Empresarial’ que regula estas plataformas y a aspectos económicos, cómo se declaran fiscalmente las aportaciones recibidas.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here