La Inteligencia empresarial o inteligencia de negocios proviene del inglés ‘business intelligence’ o BI.

La inteligencia empresarial se define como los métodos que una organización utiliza para obtener conocimiento útil para su negocio.

Es un proceso complejo en el que intervienen personas y sistemas.  Trata de recopilar datos, modelarlos, analizarlos y convertirlos en conocimientos específicos.

Actualmente gracias al social media cualquier persona puede acceder a una cantidad masiva de datos o información. Vivimos en una sociedad en la que los ‘trendig topic’ (temas de tendencia) marcan el rumbo.

La inteligencia de negocio pretende relucir los ‘trending topic’ que las empresas necesitan, es decir, identificar las tendencias de los clientes.

El business intelligence está dirigido a la obtención de información valiosa y relevante para las organizaciones.

  • Mejorar la toma de decisiones. En la era del Big Data, la inteligencia empresarial ayuda a las empresas a tomar decisiones con hechos y no intuiciones. No obstante, existe la posibilidad de tomar decisiones con grandes datos, pero mal interpretados. 
  • Identificar nuevas oportunidades. El BI permite analizar y considerar la viabilidad de las estrategias de crecimiento. Por ejemplo, la diversificación, el desarrollo de producto, la penetración, la expansión, la adquisición, la franquicia, la joint venture, la fusión y las alianzas, entre otras.
  • Predecir el comportamiento de los consumidores. La información obtenida permite detectar problemas en la gestión de tu negocio para poder hacer mejoras. La oferta comercial, la comunicación, el marketing, las finanzas o los recursos humanos son las principales áreas de estudio.
  • Mejorar la eficiencia en la producción. Conseguir perfilar los datos con exactitud le da a las empresas la posibilidad de conocer con detalle los costes de producción y detectar problemas. De esta forma, podría ahorrar costes y aumentar la rentabilidad además de optimizar la gestión de inventarios.
  • Evaluar diferentes escenarios. Además de analizar la información presente de la empresa, los métodos de la inteligencia empresarial permiten hacer proyecciones. Es por ello, que para la empresa es muy importante evaluar distintos escenarios para tener un plan de acción listo por si ésta tuviera que enfrentar algún tipo de crisis.
  • Hacer proyecciones de ventas. La inteligencia de negocio puede identificar patrones de consumo. Éstos otorgan un valioso conocimiento sobre los gustos y necesidades futuras de sus clientes. Además, permite preparar la oferta de sus productos o servicios con antelación.
  • Realizar proyecciones financieras. Las empresas evalúan la situación económica futura como base para la toma de decisiones. Permite tener un mejor conocimiento de los riesgos potenciales y comprobar la rentabilidad y sostenibilidad de ésta. Además, facilita la implantación de objetivos o metas de resultados, de inversión o flujos de caja. También pueden medir diferentes escenarios como subida o bajada de precios de sus productos o servicios.

Los tipos de datos que se analizan son estructurados o desestructurados y la fuente de los datos son internos o externos. A continuación, se ilustran ejemplos.

Para desarrollar un proyecto de inteligencia empresarial o BI se utilizan diferentes herramientas:

  • Bases de datos. Los datos internos y externos de las empresas están recopilados en bases de datos que se almacenan en el Almacén de datos o Data Warehouse

Las bases de datos más utilizadas son: Oracle, Microsoft SQL Server, Amazon Redshift, SQL Database, Taradata, HANA, Google BigQuery, etc.

  • Herramienta ETL (Extract, Transform and Load), es decir, Extraer, Transformar y Cargar. El proceso ETL permite mover datos desde diferentes fuentes, perfilarlos y cargarlos en otra base de datos para su posterior análisis. 

Las herramientas más utilizadas son: SAP DataServices, IBM Infosphere DataStage, Pentaho Data Integration, PowerCenter, Microsoft SqlServer Integration Services o WebFOCUS.

  • Plataforma de análisis. También conocidas como datadiscovery, son herramientas que permiten utilizar y analizar los datos de manera gráfica.
  • Cuadros de mando. Los KPIs estratégicos de las empresas se analizan de manera visual a través de los cuadros de mando.
  • Herramientas de front. Para analizar y realizar un reporting de la información, así como de los cuadros de mando.

Algunas de estas herramientas son: SAS, Qlik, Tableau, SAP Business Objects, R Studio, Microsoft PowerBI.

  • Presupuestación. Una de las utilidades de la inteligencia empresarial o BI es la proyección financiera. Con herramientas de presupuestación permiten a las empresas realizar estimaciones y proyecciones económicas.

Algunas de éstas herramientas son: SAP BPC o Hyperion.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here